“Investigación de suicidio”: la historia de la muerte de la argentina acusada de estafar al IOMA

Silvina Tornati

Joaquin Cavanna escribe:

La escena fue presenciada por apenas un puñado de huéspedes del lujoso Grand Beach Hotel situado en la avenida Collins, en pleno corazón de Miami Beach. Algunos vieron un cuerpo caer al vacío, otros escucharon un ruido brutal en el cemento de uno de los estacionamientos del lugar. Habían pasado apenas unos minutos de las cuatro de la tarde del sábado 9 de febrero, cuando Silvina Tornati, una argentina de 47 años, había caído al vacío en la ciudad de la costa estadounidense.

Los motivos de la muerte aún son un misterio. Según informó la policía de Miami Beach a Infobae, “todavía se trata de una investigación de muerte abierta”. La principal hipótesis que manejan los responsables del caso es que se trató de un suicidio. Sin embargo, todavía se intentará recapitular las últimas horas en vida de la argentina, para analizar con quién habló y con quién estuvo durante la noche del viernes y la mañana de ese sábado.

Según pudo averiguar este medio, Tornati vivía en Italia desde hacía al menos dos años. Durante el fin del 2018 estaba considerando la posibilidad de regresar a la Argentina, donde viven sus dos hijos.

Antes de emprender el regreso, la mujer de 47 años había hecho una visita a Miami, lugar al que acudía regularmente y en el que tenía varios amigos. Llegó a la ciudad del estado de Florida a inicios de enero y ya había transcurrido casi un mes antes de que ocurriera la tragedia.