Category: Terrorism

Quiénes eran los argentinos que murieron en el atentado a las Torres Gemelas

Quizás el caso de mayor renombre fue el de Mario Santoro, un rosarino que vivía en Nueva York desde muy pequeño junto a sus padres Alberto y María y que había logrado formar una familia junto a su pareja estadounidense Leonor y su hija Sofía, que en el 2001 tenía apenas dos años.

El día del atentado, Santoro se encontraba de licencia. Al escuchar el estruendo y al ver desde el balcón de su casa una de las dos torres ardiendo, el joven que ejercía como paramédico en la ciudad estadounidense le comunicó a su mujer que debía acudir al lugar: “Voy para allá. Me van a necesitar”.

Santoro se comunicó con Keith Farben, su compañero de ambulancia, y le pidió que lo esperara en el ingreso a una de las torres. Fue lo último que se supo de él.

Otro argentino que también perdió la vida mientras intentaba asistir a terceros fue Sergio Villanueva, un bombero nacido en Bahía Blanca y quien murió con apenas 33 años.

Un ataque terrorista en la Argentina es una realidad


Giselle Rumeau escribe:
La sucesión imparable de atentados terroristas en Europa por parte de fanáticos y sanguinarios miembros del Estado Islámico (ISIS), sumado a las visitas programadas para este año de varios líderes políticos mundiales a la Casa Rosada, encendieron las alarmas en el Gobierno y revivieron la polémica sobre la posibilidad de que existan células yihadistas dormidas en el país.
Esa preocupación oficial quedó clara cuando, en medio de un alerta global, el Gobierno anunció medidas de seguridad extremas por la reciente visita de la canciller alemana Angela Merkel, operativo que incluyó el despliegue de fuerzas federales, servicios antiexplosivos, perros y francotiradores.
La propia ministra de Seguridad Patricia Bullrich fue quien reveló la inquietud que hay en Balcarce 50 por eventuales ataques terroristas, como sucede en todo el mundo.
Pero eso no es todo. En los últimos días, según publicó el diario La Nación, hubo advertencias de países aliados sobre el ingreso al territorio nacional de “once lobos solitarios”, es decir, individuos que adhieren al fundamentalismo islámico y viven en el seno de las comunidades hasta que actúan de manera violenta con el objetivo de generar un pánico masivo.