"…en Freud no es menos fuerte el entusiasmo indefectible por el diablo…"